¿Cuál es el mejor escenario para rodar una película?

A menudo se habla de la magia del cine o la publicidad, pero como todos los grandes trucos de magia, también estos tienen su explicación. Uno de los grandes responsables son los platós, que cuentan con todos los ingredientes para hacernos creer que estamos en casi cualquier exterior del mundo.

A no ser que tu presupuesto esté al nivel de grandes producciones como Juego de Tronos y puedas desplazar a todo tu equipo a Sevilla o Islandia, lo normal es que ruedes en platós de televisión, equipados con equipos audiovisuales y material profesional de cine, fotografía e iluminación. Por estos platós pasan  multitud de equipos creativos para rodar sus spots publicitarios, modelos para hacer sesiones fotográficas, músicos para grabar sus videoclips o equipos de televisión para hacer uno de sus programas. El alquiler de material audiovisual y fotográfico se convierte así en una opción asequible que se ajusta a cada presupuesto y a cada timing.

aclam

El caso de Sevilla es especial ya que,  por sus monumentos, su paisaje urbano, o por el exotismo que desprende, ha sido tradicionalmente una ciudad relacionada con el séptimo arte, puesto que numerosos directores han elegido sus calles y rincones para rodar diversas escenas de sus películas. Es curioso ver como un mismo escenario, la Plaza de España, se convierte en cuartel del ejército británico en El Cairo en la película Lawrence de Arabia, y años más tarde es parte del planeta Naboo en el segundo episodio de la saga Star Wars del millonario George Lucas. Esta plaza del arquitecto Aníbal González es solo un ejemplo del potencial que tiene cada ciudad y de cómo se puede adaptar para distintas producciones.

aclam
Hay muchas ciudades que se prestan a rodar en ellas pero no siempre es fácil. Esto hace que empresas como Aclam sean de gran ayuda, ya que sus platós en pleno centro de ciudades como Barcelona, hacen que puedas grabar de una manera más sencilla y accesible un videoclip o anuncio sin tener que pelear con ayuntamientos ni perder días con papeleos interminables. Además, siempre quedará la postproducción digital, que se ha convertido en la verdadera magia del cine, gracias a los avances tecnológicos y al talento de quienes manejan las herramientas.

Lo bueno de rodar en ciudades y no en platós, es que se crea un auténtico circuito turístico mitómano alrededor de éstas. Puedes recorrer sus calles y visitar los lugares donde rodaron escenas de tus películas favoritas, caminar por donde lo hicieron sus actores o fotografiarte en la calle que fue testigo de esa famosa pelea o beso de película.

aclam

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecisiete − cuatro =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies: Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario.
Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies
y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies