Nuestra crónica del MAD 2014

Nuestra crónica del MAD 2014

ExteriorSi una cosa me quedó bastante evidente en el evento internacional de diseño y creatividad más importante que se celebra en España, es decir: MAD, es que, desde mi humilde punto de vista, el talento creativo, la suma de proyectos y la perfección gráfica pertenecen única y exclusivamente al poder mental, pasional, psíquico y físico de cada ser humano. Sabiendo esto, particularmente te aconsejaría sin duda acudir a tal magno evento/clase magistral/fiesta/reunión, siendo seriamente ventajoso tanto o más para un ilustre creador del diseño gráfico como para un serio profesional o aspirante a serlo. Os diré un secreto, ¿preparados? Debéis leerlo en voz baja y sigilosa, ahí va: fue mi primera vez de visita al MAD.

Me dedico a la fotografía y al vídeo así que mi interés cuando mi colega me propuso ir se agudizó. También tengo que decir que albergaba en mí una latente sensación de temor al prever que todo lo que se trataría estaría lejos de mis conocimientos como profesional. Nada más cerca de mí. Me sentí muy identificado por la forma, el concepto y la metodología de cada uno de los ponentes. Tan cercanos y tan brillantes. Tan humanos y tan fuera de series. Tan íntimos, divertidos y profundos que sus obras extienden y ensalzan valores casi desconocidos o que, simplemente, cuestan de poner en práctica. El mundo, claramente, está hecho para los valientes.

CenitalAsí que me dieron en casi la misma entrada del Palacio de Congresos de Madrid mi acreditación Press MAD y eché un simple vistazo a las instalaciones, las cuales eran algo austeras aunque llenas de matices. Parece bastante cursi esto último, sí, lo reconozco, sin embargo no es más que el puro y citado lema de “Less is more”. El minimalismo como sentido de orientación gráfica que, realmente, me hace muchísima gracia ya que detrás de esa obra gráfica tan elegante, sutil, seductora a los sentidos y aparentemente sencilla esconde un trasfondo, en ocasiones, de lo más bestialmente complejo que nos podamos llegar a imaginar. Correcto. Sigues sin imaginártelo. En serio.

Dentro de todos los potentes software de aplicación como Photoshop, Corel Draw, Freehand, QuarkXpress o Dreamweaver se esconden las herramientas adecuadas para poder, como si de una criaturita se tratase, concebir la obra en su forma y modo de hacerse ver dentro de unas guías y cimientos bien fijados que, al visualizarlo, te irán conduciendo hacia la verdad del artista, hacia esa parte meticulosamente estudiada para adquirir esa pizca de ternura, sencillez, simpatía, complejidad, suspense u horror que nos llevarán de la mano, o los ojos, al punto concreto, definido e incluso diría caóticamente sereno que emerge del mayor de los mayores, sofisticado y prodigioso de los software: la mente humana.

Al adentrarme a la ingente pero no abarrotada sala de ponencias donde creativos, agencias y todos los grandes profesionales e interesados por el diseño y la creatividad internacional se dan cita, me dio una sensación espacial, muy planetaria. A los muchos puntitos de la macro pantalla, la obscuridad y las luces de smartphones, tabletas y portátiles cual estrellas, se sumaban los puntitos del escenario y de la tarima. Un universo. Todos conectábamos con todos. Suena un tanto místico pero fue especial. Se suele decir que cada persona es un mundo, ¿cierto? Pues bien, aquí dentro se atisbaba un universo repleto de detallistas e inquietantes mundos, diferentes uno del otro en cuanto al resultado gráfico de la obra pero que, no obstante, todos ellos desprendían una misma estela, un mismo rastro, unos propósitos: fomentar los sentidos, emocionar a la sociedad con ellos, provocar una respuesta de estos y, entonces, ser eternos.

F.-BaptistaEn este caso brillaban con luz propia artistas como Cruz Novillo, Javier Jaén, Murat Pak, Sebas & Clim, Pat Perry, Ivan Castro, Fernando Baptista, Boamistura o el mismísimo Cassidy Curtis. Con todos ellos descubrí increíbles mundos llenos de matices, aristas y en los que, sin mucho o ningún esfuerzo, quedabas prendado en unos pocos minutos hasta el punto que se me olvidaba que iba también de reportero gráfico. Tenían que contar mucho, mostrar mucho, transmitir otro tanto y, quizá, emocionar al respetable. Solían conseguirlo. A mí el primero.

Comencé mi andadura de ponencias con Sebas & Clim, con quienes entendí que la simplicidad es emotiva, mucho más directa de lo que puedas imaginar, funcional por sí misma, expresiva y potencialmente elocuente. El Motion Graphic o animación gráfica en movimiento llevada a la máxima expresión del concepto “Less is More”.

Fue en la segunda ponencia la que marcó un antes y un después. Con el ilustre genio y padre del diseño gráfico español, con todos ustedes: Pepe Cruz Novillo. Se dice pronto su nombre. Se tardaría más de dos meses en ver un dossier de todas sus obras y mínimas explicaciones de cada una de ellas. Es un auténtico monstruo devorador de inquietudes que no sólo se sumerge en el diseño gráfico sino también en la pintura y escultura y, una vez devoradas, va dejando un camino plagado de obras. Un hombre, un señor, un maestro. Me resultó de esas personas que su fastuosidad sólo reside en la cantidad de logos, esculturas y pinturas que ostenta, no en alardear de poseer el don de ―si se me permite la expresión― jodido ser supremo. Que lo es.

Murat-PakMe adentré entonces en un perfecto y calculado sub-mundo, quedé limitado de movimiento debido a la precisión y, por qué no decirlo, obstinación, de las obras de Murat Pak/Undream. Como estructuras orgánicas muy pero que muy finas. Sinceramente, ya mientras se explicaba me sonaba un poco cyborg, característica que más tarde, con sus obras, cercioraré. Un café, unos apuntes y un cigarrillo de liar y para dentro de nuevo. Y aquí sí que me emocioné. Me tocó la fibrita emocional ya que me trasladó a la escena de mi más temprana infancia visualizando infografías que, ni por asomo, sabía que recibían ese nombre. Para mí más bien eran espacios repletos de estudiados dibujos acompañados de textos explicativos de particularidades del mismo. Fernando Baptista, infográfico de National Geographic. Fue literalmente delicioso ver cada paso, cada boceto, cada historia. Un viaje fantástico a lo (des)conocido. La infografía como método de aprendizaje e inspiración. Lo que no pueden llegar a contar ni las fotos ni el texto, lo muestran estas minuciosas piezas. Piezas de un maestro, sencillamente.

Para cuando ya pensaba que nada me podía sorprender llegó Pat Perry. Bocanada de aire fresco y desinhibido. La forma más punk del diseño gráfico a mi humilde entender, las obras más sociales, paranoicas en el buen sentido y desgarradas del arte callejero o grafiti. Toda la sala en silencio, no paraba de hablar. Pese a su desaliñado look, a mí personalmente me pareció de los tíos más profundos, pensadores y enigmáticos que conocí en el MAD. Cuando dejó de hablar y de tragar agua cada cinco/seis minutos, terminó su ponencia y recibió la segunda ovación* más atronadora del evento. Calaste Perry. ¡Bravo Pat!

Sin-título-1A la mañana siguiente y con el denso poso del copioso menú del día anterior todavía haciendo mella en la sesera, nos embarcamos hacia un universo de lettering y caligrafía de ‘los dedos’ del profesor Ivan Castro. Un tipo muy curioso y definido. Las composiciones, espacios y texturas tanto en cada letra que forman las palabras en particular como en las láminas donde reposan el conjunto de las escrituras en general eran todo un arte. Vocación en grado superlativo. Nos ofrecerá una clase magistral sobre la historia de la tipografía, de donde habrá que extraer lo que diseñaban hace 2000 años y, con esos elementos, hacerlos actuales y cotidianos, en resumen, más nuestros. Si además existiera armonía entre la imagen, si la hubiera, y la tipografía, ya sería el summum perfecto. Palabra de Ivan Castro.

Me llegó el momento de una rica mezcla, con todos ustedes: Boamistura. Dibujan teniendo como lienzo edificios de barrios de toda índole, añadiendo un buen chorro de vitalidad y esperanza allí por donde proyectan y concluyen sus obras. El grupo no puede ser más completo; diseñadores, publicistas y arquitectos. Un sinfín de propuestas que positivamente pueden resolver, un montón de alegrías visuales para aquellas personas que puedan disfrutarlas. Muy buen rollo y mejor mezcla con Boamistura. No perdimos ni gota de ‘buenrrollismo’ con la llegada a la palestra del crack mediático Javier Jaén. Genio y figura. Otro polifacético dentro del diseño gráfico. Él no piensa, él imagina, crea, convierte, procesa y muestra. Su mente desborda crítica, ironía, sarcasmo mordaz, ternura, color y creatividad. Y mucha. Nos comenta cómo lidia con los clientes de una forma que despierta siempre una agradecida carcajada. Un hombre calculador. Se divierte mucho con lo que hace y, trabajando así, transmite inmediatamente su perspectiva al resto de humanos. Lo llamaría cariñosamente ‘El follonero’ del diseño gráfico. Un gusto y un placer.

Curtis-IIILlegamos al último plato del evento y, como se suele decir, los últimos serán los primeros. Fue de las bombas más esperadas del evento: Cassidy Curtis/DreamWorks. Nada más y nada menos que uno de los mayores especialistas no sólo del diseño en 3D y creador de software personalizados, sino también un generador de nuevos ídolos/héroes/modelos para los más pequeños… y no tan peques. Un hombre la mar de cercano y que, incluso, te puede seducir y volverte hasta un adicto, sin ton ni son, de los software de aplicaciones. Lo que se diría coloquialmente un tío apañao. Y así unas cien veces seguidas. Muy agradable estuvo comentando historias de cómo es trabajar en la casi por ella misma industria cinematográfica DreamWorks. Desprende una pasión que afortunadamente para nosotros se convierte en bestiales aportaciones y producciones como ‘Shrek’ o ‘Cómo entrenar a tu dragón’. Un fuera de serie. Una fabulosa clase magistral y cierre del inspirador, enérgico y motivador evento MAD. Gracias por todo y a seguir creciendo Cassidy. Sin duda, casi todos y cada uno de nosotros te disfrutaremos en un momento u otro. ¡¿Quién no conoce a Shrek, Asno o los hipnotizantes ojos de Gato con botas!? Un silencio, eso me esperaba.

Bueno, pues con esto concluyo mi viaje por el universo MAD 2014 en el Palacio de Congresos de Madrid. Han sido dos días intensos y frenéticos de los que me llevo mucho más de lo esperado. Atrás queda la soledad del reportero gráfico, las caminatas y los metros hacia la industrial periferia madrileña. ¿Y delante? Delante están los proyectos, andaduras, negociaciones, nuevos conocimientos, gentes, culturas y un sinfín de retos, tantos como el poder mental, pasional, psíquico y físico que cada ser humano posea dentro de sí.

Saludos, suerte y ganas en todo.

(*): La ovación más atronadora la recibió Pepe Cruz Novillo y, sin duda, más que merecida.

Galería de fotos completa

Pepe Belenguer Sánchez para blog de Diseño Gráfico & Creatividad MachoDominante.es

–   FOPeP © 2014   –

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Uso de cookies: Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario.
Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies
y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies